Cerradura antibumping


Lo que inició como una técnica de antiguos cerrajeros para abrir puertas sin llaves, ahora es usado por los ladrones. Se le conoce como técnica de bumping, popularizada entre grupos delictivos dedicados a robar sin mayor traba en inmuebles residenciales, comercios o empresas.

Que permita el acceso de forma silenciosa y prácticamente sin rastro, alertó a más de un propietario a buscar la manera de prevenir este tipo de ataque. Es así como surgen las cerraduras antibumping, fabricadas para impedir que con llaves especiales haya acceso.

Tales cerrojos no dejan que las llaves para bumping, con sus dientes especiales por ser más bajos, lleguen a los pistones y giren como pasa con una cerradura tradicional.

Definitivamente el método para evitarlo es con un sistema antibumping. Son de dientes complejos y repartidos en manera radial, tampoco son ganzuables, resisten las cizallas y taladros.

Compra el correcto

No necesariamente hay que cambiar la cerradura completa para instalar una antibumping, en todo caso se sustituye el cilindro. El precio depende del tipo, la marca y el proveedor.

Un punto a considerar al adquirir estas cerraduras es la medida, para que no haya inconvenientes. Por eso hay que medir la distancia entre el agujero y sus extremos.

Se instalan con facilidad y resulta la opción más factible si contamos con puertas de estructura débil.

¿Qué gano instalando una cerradura antibumping?

Lo principal que conseguimos al usar este tipo de cerrojo es seguridad. Las llaves de tales cilindros son fabricadas para dar batalla a los ladrones.

Se crean con materiales especiales y resistentes, para que no sufran ningún desperfecto. El objetivo es alargar la vida útil de estas llaves.

Las mismas son prácticamente imposibles de duplicar. Al adquirirlas vienen con las copias necesarias (frecuentemente de tres a cinco), de manera que no tengas que reproducirlas por lo menos en mucho tiempo.

Presupuesto Gratis

Necesitas un cerrajero cualificado? Pide presupuesto gratis y sin compromiso!

Las mejores del mercado

Al consultar en las cerrajerías le facilitarán un catálogo repleto de modelos, así elegirás el que te convenga. Entre la variedad resaltan las de marca Tesa, Lince y Remock Lockey.

Las primeras son ampliamente conocidas, especialmente sus bombines de alta seguridad (TK80 y TK100). Dispone de una aplicación para crear llaves virtuales y distribuirlas entre quienes autorices; de hecho, si luego lo deseas, eliminas el acceso de alguno. Gracias al bloqueo automático se cierra la puerta cuando entras. Con ella vivirás relajado en tu hogar.

La segunda resalta entre las más confiables, sobre todo por su modelo cuatro vueltas y modalidad de bloqueo.

En cuanto a la Remock Lockey Pro, su calidad es increíble. No habrá ladrón que pueda con ella. Oculta el hueco por el que se introduce la llave. Cuenta con cuatro mandos para repartirlos entre los miembros de la familia. Es un modelo renovado, con tecnología mucho más fiable que sus primeras versiones. Independientemente del material del que esté hecha la puerta, se instala con facilidad.


No dejes nada a la suerte

Por más tranquila que sea tu zona de residencia, nunca debe dejar tu seguridad a la buena de Dios. Mientras más difícil se torne el camino a los delincuentes, mejor. Por eso aprovecha las bondades de las cerraduras antibumping, para que vivas tranquilo.

Está comprobada la efectividad de estos cerrojos. No se rompen y tampoco permiten el paso de una ganzúa. Su sistema es totalmente efectivo para el resguardo de bienes.

Los sistemas de seguridad avanzan y no puedes quedarte rezagado. Su costo no es elevado en comparación con lo que te ahorrarás si tuvieras que reponer tus muebles o cualquier objeto de valor, incluso sentimental, por no dar la debida importancia a la cerradura de tu inmueble.